Seleccionar página

Conducción Europea

Algunas de estas maniobras hoy en día empleadas en Europa, han constituido una auténtica revolución en las técnicas de manejo actuales en las pistas de agility, dando origen a lo que se ha venido llamando, como conducción europea.

  • Cambios con pivotes. (PivotCross)
  • Cambios con falsos pivotes (RFP) Reverse Flow Pivot.
  • Cambios de mano.
  • Cambios ciegos. (Blindcros)
  • Cambios de pecho.
  • Cambios (Ketschker).
  • Cruce ciego delantero, Cruces Blind.

 

En la grafica anterior podemos observar cómo se ejecuta un cambio delantero, el guía permanece en el vértice del caballete del salto realizando un pivote sobre sí mismo para recoger al perro (Push to back) y continuar el recorrido.

 

 

  • Cambios con pivotes

Esta técnica coloquialmente se conoce con el nombre de pivotar delante del perro. Se trata de que el guía debe ganar la posición del perro para poder gestionar su conducción manteniéndose siempre delante de él, para ello deberá realizar cambios de dirección, girando sobre su mismo cuerpo, como si se tratara de un compás, estos pivotes acostumbran a ser de 270º y 380º y 90º, 180º (también conocidos como falso pivote). Para quedar orientados hacia el siguiente aparato para inmediatamente sacar el brazo y marcar la trayectoria que el perro debe continuar desarrollando.

Deberemos analizar el recorrido de agility como un conjunto de líneas rectas con sus correspondientes diagonales, de esta forma podremos estudiar en cada momento cual es el punto más conveniente para ejecutar el pivote, imaginándonos el lugar de despegue y aterrizaje sin que tropecemos con el perro y que a su vez nos den el tiempo necesario para poder recoger al perro con total garantía. Se trata de realizar los recorridos estudiando siempre el camino más corto y a su vez más rápido.

Si conocemos a nuestro perro, que es obvio que si, sabremos en que aparatos acostumbra a bajar la velocidad de modo que nos permite pivotar más cómodamente para hacer los cambios que podamos necesitar, por ejemplo en el slalom donde ningún perro por muy rápido que lo ejecute adelantara al guía, también en el túnel cuando están colocados en forma de U, en la rampa e incluso al final de la pasarela, son los lugares donde resulta más fácil realizar

CAMBIOS CON FALSOS PIVOTES (RFP) Reverse Flow Pívot.

Este tipo de cambios son muy frecuentes en la gestión de recorridos de agility  igual que ocurre con los pivotes, los falsos pivotes se realizan para atraer la atención del perro simulando que se va a realizar un pivote y a medio recorrido cambiar al brazo contrario con el que recogemos al perro para con un medio giro poder influir en el recorrido y cambiar su trayectoria de compromiso, en determinadas circunstancias este tipo de maniobras resultan muy positivas por que permiten realizar el cambio sin que el perro pierda velocidad.

La ejecución es bien sencilla se trata que cuando el perro llegue a la posición de aterrizaje después del salto marcar con el brazo y el hombro para atraer al perro y automáticamente una vez se altere la trayectoria enviarlo con el otro brazo hacia el siguiente obstáculo.

Esta maniobra es muy habitual sobre todo para cambiar la trayectoria del perro cuando se tiene que abordar el túnel a boca cambiada, como muestran las graficas a continuación.

Como se muestra en la grafica en el centro del obstáculo entre el nº 2 y 3, el guía cambia de posición mediante un RFP para orientar al perro a la entrada del túnel.

Como se muestra en la grafica al lado del obstáculo entre el nº 2, el guía cambia la posición de los hombros para orientar al perro al ataque del salto y manteniéndose en la posición produciendo un cambio por detrás (rear cross) para posteriormente colocarse frente al salto 2 y enviar al perro a que ataque el salto tres y se dirija al túnel.

 

  • Cambios de mano (HandlingCross)

Es frecuente en agility realizar cambios de mano cuando estamos situados a un lado del perro y nos movemos para situarnos al otro. Lo que conseguimos con ello es ganar la posición correcta para acometer el siguiente tramo del recorrido. Debemos dejar pasar al perro para que realice el salto y nos cruzaremos por detrás para recogerlo con la otra mano.

Estos cambios son muy necesarios y conviene practicarlos para que el perro asimile nuestro movimiento y no se desconcierte, esta técnica nos dará más recursos a la hora de gestionar el recorrido.

CAMBIOS Y PIVOTES EN EL SLALOM

En muchos recorridos de agility después  del slalom es muy común que nos podamos encontrar con la necesidad de hacer un cambio de mano, incluso un cambio de dirección antes de abordar el siguiente aparato por lo que resulta muy conveniente trabajar los cambios por detrás ó los cambios por delante y los pivotes en la salida.

Este es un dilema que nos encontramos muchas veces, ¿donde resulta más conveniente realizar esta maniobra? Podremos trabajarlos todos porque es aconsejable contar con el máximo de recursos posibles a la hora de gestionar un recorrido. Y como siempre esto sólo se consigue con entrenamiento o lo que es lo mismo repeticiones y perseverancia.

Para realizar un pivote en la salida de el slalom, esperaremos a que el perro se encuentre realizando la última puerta, lo recogeremos con el brazo más próximo a él y haremos un giro de compás de 360º para recogerlo

con el otro brazo. Esta técnica nos permitirá realizar un cambio de dirección recogiendo al perro con el otro brazo sin que perdamos la posición y sin perderle de vista ni un instante, requiere mucha concentración pero es el sistema que visualmente aporta más información al perro para continuar la trayectoria.

En algunas ocasiones nos puede resultar necesario realizar un cambio con pivote en la entrada del slalom, para asegurar la entrada al aparato y situarnos en el lugar de la trayectoria necesaria para abordar el aparato siguiente, como se muestra en la gráfica siguiente.

CAMBIOS POR DETRÁS EN LA ENTRADA DEL SLALOM

Consiste en dejar pasar al perro para que aborde el slalom y acto seguido cambiar detrás de el para correr cambiando al otro lado del aparato, si corremos por el lado izquierdo acabaremos corriendo por el derecho ó viceversa.

Este método a mi entender es poco recomendable, puesto que confunde al perro el cual al observar que cambiamos por detrás puede llegar a salirse de unas de las puertas de slalom, con lo que significa penalizar con una falta y una pérdida de tiempo para recuperarlo. Los defensores de esta técnica argumentan que el perro tiene que saber hacerlo todo, aunque sí que es cierto, no por ello debemos hacer movimientos que contraigan riesgo cuando tenemos otras alternativas mucho más fiables, sería comprensible si sólo existiera esta manera pero la realidad es que hemos podido comprobar que incluso perros muy veteranos han llegado a salirse de alguna puerta por culpa de este tipo de movimientos de su guía, con lo cual esta técnica no representa ninguna garantía.

WHISKY CRUZ

Es una variedad moderna de cambio por detrás.

Whisky Cruz es un cruce por detrás que se ejecuta  en un ángulo muy estrecho. El perro no puede comprometerse con el primer obstáculo, lo que hace que la técnica  sea muy difícil. Esta es la razón por la Cruz Whisky es una de las técnicas que necesitas enseñarle al perro. Se trata que el perro aborde el salto por delante bordeando el ala,  cuando el guia realiza una maniobra de cambio por detrás (reard cross).

Hay que aprender a diferenciarlo del reard cross clásico porque el espacio tanto de la línea del perro como la del guia son especialmente estrechas.

  • Cambios ciegos. (BlindCross)

Se denomina cambios ciegos porque durante unas décimas de segundo el guía pierde de vista al perro y en este momento cuando lo recupera cambia de mano para guiar correctamente la trayectoria del perro. Estos cambios son muy útiles porque son más rápidos de ejecutar que los pivotes y bien hechos son igual de efectivos. Lógicamente se trata de hacerlos muy rápido girando la cabeza para evitar perder de vista al perro lo menos posible. Este tipo de conducción se le conoce con el nombre de “Conducción Francesa”.